Con un nuevo integrante en la familia, es necesario impartir roles para cuidar de él. La forma en cómo los padres cuiden del cachorro, será el mejor ejemplo para los niños aprendan. Recuerda que el tener una mascota es un compromiso de cuidado y cariño a largo plazo.

Lo primero que deben hacer los adultos de la casa es dar a conocer a sus hijos todas las necesidades que tiene el cachorro. Una vez que se les enseñe a los pequeños de la casa que el cachorrito necesita alimentación, ejercicio, cuidados y mucho amor; los niños aprenderán a ser dueños responsables de una mascota simplemente observando el comportamiento de sus padres.

Comentarios